,

5 Señales De Advertencia Sobre La Mala Circulación De La Sangre Que Pueden Llevar A Graves Problemas De Salud

1

La mala circulación de la sangre es una condición que afecta a mucha gente alrededor del mundo y puede ser causada por una variedad de condiciones de salud. En etapas avanzadas, la mala circulación puede tener consecuencias severas, por lo que es necesario buscar tratamiento de un doctor si tienes mala circulación de la sangre. Desafortunadamente, muchas personas no saben que están teniendo problemas circulatorios hasta que se ha hecho un daño a su salud. Cuídate de estas 10 señales de advertencia que puedan indicar que tal vez tengas problemas con tu circulación.

circulacion

  1. Extremidades adormecidas

Cuando tu corazón tiene problemas al bombear sangre por todo el cuerpo, le da prioridad a que llegue sangre a los órganos y al cerebro. Esto significa que las manos y los pies usualmente quedan sin suficiente sangre cargada de oxígeno, por lo que se sienten adormecidas o con hormigueos.  Ocasionalmente, las deficiencias de vitamina B12 y magnesio pueden causar este síntoma, así que asegúrate de recibir estos nutrientes.

  1. Venas varicosas

La presión se puede acumular en las venas cuando la sangre no se mueve lo suficientemente rápido, causando que las venas en las piernas se inflamen y se oscurezcan. Usando medias compresas que previene que la sangre se asiente en las venas de la pierna puede ayudar a reducir la aparición de venas varicosas.

  1. Manos y pies fríos.

Además de transportar el oxígeno por todo el cuerpo, el sistema circulatorio también tiene un rol importante en el mantenimiento de la temperatura corporal. Una reducción en el flujo sanguíneo de las manos y pies puede hacerlos sentir constantemente fríos. Esto puede solucionarse algunas veces al frotar las áreas frías entre ellas.

  1. Pies y tobillos inflamados

Usualmente es bastante difícil para el corazón el bombear sangre contra la gravedad y hacerla llegar al torso desde los pies, por lo que los problemas de circulación pueden causar que los pies, tobillos y pantorrillas se inflamen por el exceso de fluido y sangre. Para ayudar que los fluidos abandonen el pie inflamado, trata de levantar tus piernas por encima del nivel de altura de tu corazón por periodos de tiempo corto.

  1. Sanación lenta

Sin los nutrientes enviados por el sistema circulatorio hacia todo el cuerpo, el sistema inmunológico no puede funcionar eficientemente. Un leve caso de mala circulación puede típicamente hacer que una persona se enferme más a menudo y que las cortadas tarden más tiempo en sanar. Puedes acelerar tu circulación al hacer un poco de ejercicio cada día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los Empáticos Atraen A Estos 4 Tipos de Narcisistas. ¿Hay Alguno En Tu Vida?

5 Trucos Extraños Que Eliminan La Grasa Estomacal