in

Fenómeno De La Niña: En Qué Consiste, Causas Y Consecuencias

La Niña es un fenómeno que indica temperaturas más frías de lo normal en la superficie del océano. Sucede en el Pacífico central y oriental, así como en las regiones de la costa oeste de América del Sur. En algunas partes del mundo, La Niña ocasiona un aumento en las lluvias, mientras que en otras partes provoca un ambiente extremadamente seco. Las condiciones que causan La Niña se repiten cada pocos años y pueden durar hasta dos años. El Niño ocurre cada 2 a 7 años y La Niña acontece muchas veces después de estos eventos. En el pasado, La Niña también era conocida como anti-El Niño o El Viejo.

Según National Geographic: “La Niña es un fenómeno climático que denota el enfriamiento de la superficie oceánica en la costa tropical de América del Sur. La Niña es considerada como la contraparte de El Niño, que se caracteriza por temperaturas en la superficie del mar anormalmente cálidas en el océano Pacífico ecuatorial”.

¿Qué causa La Niña?

Este fenómeno ocurre cuando los vientos alisios que vienen del este son más fuertes y soplan más agua caliente hacia el oeste, lo cual permite que el agua fría debajo de la superficie del mar vaya hacia arriba, cerca de la costa de América del Sur, para tomar el lugar del agua caliente. Esto quiere decir que los vientos alisios son en parte culpables de provocar La Niña.

El Niño es el contrario de la Niña. Ocurre cuando los vientos alisios del este son débiles y en algunos casos soplan en dirección contraria. Durante El Niño, el océano Pacífico se vuelve cálido, su temperatura aumenta y empuja hacia el este.

Durante la temporada de La Niña, las temperaturas superficiales del mar a lo largo del océano Pacífico central y oriental tienden a ser más bajas de lo normal (entre 3 y 5°C). Este fenómeno tiene grandes efectos en el clima. Un invierno típico durante La Niña presenta condiciones más secas y moderadas en el hemisferio sur. Esto provoca altos riesgos de incendios y sequía en el sureste. Por otro lado, el Pacífico noroeste se vuelve más húmedo de lo habitual y el noreste experimenta condiciones muy frías. Muchas veces La Niña ocurre después de El Niño, aunque surgen en intervalos asimétricos de aproximadamente 2 a 7 años.

Quizás te interese también: El Efecto Invernadero Y Sus Causas

¿Cuál es la diferencia entre La Niña y El Niño?

De acuerdo con la NOAA (National Oceanic and Atmospheric Administration): “El Niño y La Niña son fases extremas de un ciclo climático natural que se conoce como El Niño Oscilación del Sur. Ambos términos describen cambios a gran escala en la temperatura superficial del mar a lo largo del Pacífico oriental tropical. Por lo general, las temperaturas en la costa oeste de América del Sur varían entre los 60 y 70°F, mientras que son superiores a 80°F en la ‘piscina cálida’ situada en el Pacífico centro-occidental”.

Lee también: 35 Hechos Sorprendentes Sobre El Calentamiento Global

Durante El Niño esta piscina cálida se expande para cubrir los trópicos, pero se encoge hacia el oeste durante La Niña. El Niño y La Niña son fases opuestas del ciclo El Niño Oscilación del Sur (ENOS). El Niño es la fase cálida del ENOS, mientras que La Niña se conoce normalmente como la fase fría del ciclo. El ENOS es el proceso atmosférico/oceánico que incluye El Niño y La Niña.

¿Cuáles son los efectos de La Niña?

La Niña y El Niño se conocen por tener efectos severos en la presión atmosférica, en las precipitaciones y en la circulación atmosférica global. La circulación atmosférica global (GAC, por sus siglas en inglés) es básicamente un gran movimiento de aire. Cuando se combina con las corrientes oceánicas, ese aire distribuye energía térmica a la superficie de la Tierra. Estos cambios son los causantes de las inconsistencias climáticas en todo el mundo.

1.- Aumento en las lluvias

La niña conlleva una presión del aire por debajo del promedio a lo largo del Pacífico occidental. Las zonas de baja presión contribuyen al aumento de lluvia en las zonas del sureste del planeta, como el sureste de Asia y en países como India. Estos países se benefician del aumento de lluvia para la agricultura. En 2008 por ejemplo, este fenómeno causó una baja significativa en las temperaturas superficiales del mar (2°C) en el sureste de Asia, lo que aumentó las precipitaciones. También hizo que lloviera fuertemente en Filipinas, Indonesia y Malasia.

2.- Inundaciones catastróficas

Los efectos extremos de La Niña pueden causar inundaciones desastrosas en las zonas al norte de Australia. En 2010 por ejemplo, Queensland (Australia) tuvo la peor inundación de su historia. Como resultado de este evento catastrófico, más de 10,000 personas fueron movilizadas y forzadas a evacuar. Después del desastre, se estima una pérdida de más de 2 mil millones de dólares en propiedades. Esto nos muestra claramente lo devastadora que puede llegar a ser La Niña. Bolivia también ha sufrido una masiva pérdida de vidas y propiedades como resultado de este fenómeno natural. En estas situaciones, la gente es evacuada a zonas altas y más seguras.

3.- Condiciones más secas de lo normal

En el Pacífico centro-oriental, La Niña se caracteriza por presiones más altas de lo normal. Esto hace que haya menos formaciones de nubes y en consecuencia menos lluvias en esa región en particular. La costa occidental tropical de América del Sur, las regiones bajas de Sudamérica y la costa del Golfo de Estados Unidos experimentan condiciones más secas de lo normal. Este fenómeno también causa condiciones más secas a lo largo de la zona ecuatorial de África oriental entre diciembre y febrero. Sin embargo, este periodo puede ser más largo o más corto dependiendo de la severidad de La Niña. En épocas recientes, el clima se ha vuelto impredecible en la mayoría de estas áreas, pues cuando se esperan condiciones secas, a veces caen fuertes lluvias. Esto demuestra lo impredecible e irregular que puede ser La Niña.

4.- Aumento de la pesca comercial

La Niña es conocida por tener efectos negativos en el clima de muchas partes del planeta. Sin embargo, en Perú la situación es diferente. Los cambios en las temperaturas representan una buena temporada de pesca para los pescadores peruanos, pues reportan un aumento en la cantidad de peces a lo largo de la costa. Esto se atribuye al hecho de que las aguas son un poco más cálidas y los vientos traen alimento para los peces, atrayéndolos a la superficie, lo que facilita pescarlos en gran cantidad.

5.- El clima en Montana

Las primaveras en Montana suelen ser más frescas y húmedas de lo normal durante La Niña. Hay días en los que las temperaturas son extremadamente altas y las noches muy frías. Además, las precipitaciones también cambian y suele llover más de lo normal. Esto afecta la temporada de siembra, ya que los agricultores prefieren sembrar los cultivos, en especial el trigo, cuando el clima es favorable. Esto es porque las semillas no germinarían según lo esperado y tardarían más tiempo en crecer.

6.- Los ciclos climáticos de Canadá

Las temperaturas frías asociadas con La Niña afectan de manera importante el clima canadiense. Esto incluye la costa oeste de Columbia Británica, desde las provincias de las praderas hasta Ontario. Durante los eventos de La Niña, en Columbia Británica cae más nieve de lo normal y en ciertas partes del sur de Canadá caen fuertes lluvias. Además de eso, a causa de las bajas temperaturas la pesca comercial, en especial la pesca de salmón, también se ve perjudicada. Los diferentes ciclos climáticos afectan al sector agrícola canadiense, ya que los agricultores tienen que esperar a que se derrita la nieve para poder sembrar sus cultivos. La vida silvestre también debe adaptarse a las condiciones extremas, de lo contrario moriría.

Problemas económicos en el mundo

Los efectos de La Niña se resienten en todo el mundo. Con inundaciones catastróficas, huracanes y ciclones en los países de la zona oeste del Pacífico y, por otra parte, los incendios y sequías a lo largo de la costa oeste de Estados Unidos y el este de África, las granjas se ven afectadas, lo cual ocasiona una disminución en la producción agrícola. Cuando la agricultura se ve perjudicada, también lo resienten la importación y la exportación, aumentando a su vez el costo de importación y exportación de otros bienes. De esta forma también se ve afectado el consumidor, aunque no directamente por La Niña.

Tanto las continuas variaciones en las corrientes del Pacífico, como el clima inestable ocasionado por cambios en la temperatura, son parte de un ciclo continuo. Desde luego, en el ciclo hay fases intermedias, pero las temperaturas vuelven a cambiar. Aunque a algunas personas no les cuesta nada quitar un poco de nieve frente a sus casas, muchas otras tienen que cambiar por completo su ritmo de vida. Por ejemplo, los granjeros deben sembrar sus cultivos en otro momento de la estación, los pescadores encuentran menos peces, muchos animales tienen que recorrer largas distancias para buscar comida o padecer hambre durante largo tiempo.

 

¡Comparte esta interesante información climática con todos tus amigos!

 

¡Conoce más sobre otros fenómenos naturales!:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ciclo Hidrológico: Qué Es Y Cuáles Son Sus Pasos

Desertificación: Qué Es, Causas, Efectos Y Soluciones