Sumideros: Causas, Efectos Y Tipos

Una emoción que todos hemos experimentado alguna vez, es el deseo de que la tierra se abra bajo nuestros pies y nos haga desaparecer en un profundo agujero para escapar de alguna situación vergonzosa.  Pero la realidad es que si algo así nos ocurriera, sería más que espeluznante. De hecho, a veces la tierra se abre sin ningún tipo de aviso y se traga cualquier cosa que esté encima. Es difícil comprender por qué el suelo hace esto, pero la explicación es muy simple.

Los sumideros se encuentran por todo el mundo. Según el Instituto de Geología de Estados Unidos, son especialmente numerosos en Texas, Missouri, Kentucky, Tennessee, Pennsylvania y Florida.

Causas de los sumideros

Los sumideros pueden ser naturales o consecuencia de las actividades del hombre. Los sumideros naturales ocurren debido a la erosión o por las corrientes de agua subterráneas y comienzan a desarrollarse mucho antes de aparecer.

El suelo bajo nuestros pies no es una estructura tan sólida como pensamos. Está constituido de tierra, rocas y minerales, con corrientes de agua continuamente deslizándose entre ellos y, en su camino hacia las reservas acuíferas subterráneas, humedecen y ablandan el suelo, erosionando poco a poco las rocas y los minerales.

Algunas veces el flujo del agua aumenta hasta el punto en el cual desarma toda la estructura subterránea de la tierra y, cuando esta estructura se vuelve demasiado débil, la superficie tierra colapsa y se abre un gran agujero. Así se forman los sumideros.

Los humanos también son responsables de la formación de los sumideros. Actividades como el drenado, la minería, la construcción, la instalación de tuberías, la compactación inadecuada del suelo luego de un trabajo de excavación o incluso altas densidades de tráfico pueden provocar sumideros pequeños o grandes. El agua que se filtra desde una tubería rota puede penetrar en el lodo y en las rocas, erosionando el suelo y causando sumideros.

Algunas veces, cargas pesadas pueden colapsar el suelo suave. También pueden formarse sumideros cuando la composición del suelo cambia.

Las áreas que tienen un sustrato de piedra poco densa, depósitos de sal o rocas carbonatadas son más susceptibles a la formación de sumideros. Estas rocas tienden a erosionarse cuando el agua ácida pasa por ellas. Cuando el agua de lluvia acumula en su camino materia orgánica en descomposición, tiende a volverse más ácida.

Lee también: 15 Problemas Ambientales Urgentes Que Nuestra Mundo Enfrenta

Un sumidero requiere varios años de pequeños sedimentos colapsando bajo el suelo para formarse. Algunas veces los agujeros resultantes son pequeños, pueden medir un par de pies de ancho y diez a quince pies de profundidad. Otros pueden ser de cientos de millas de ancho y de profundidad. De cualquier forma todos pueden ser muy peligrosos para aquellos que queden atrapados.

Existen tres tipos principales de sumideros. Su formación se determina por los mismos procesos geológicos, pero tienen algunas diferencias.

Tipos de sumideros

Los tres tipos principales de sumideros que conocemos son: sumideros de solución, sumideros de cubierta colapsada y sumideros de cubierta hundida.

1.- Sumideros de solución

Son más comunes en áreas que tienen una cubierta muy delgada de suelo en la superficie, con el lecho de roca expuesto a una continua erosión del agua. Al colarse el agua por la roca, se va llevando pequeños trozos de la misma. Conforme se erosiona el lecho de roca, las partículas se acumulan en los huecos que deja. Con el paso del tiempo surge una pequeña depresión y ahí se forma el agujero, que normalmente tiene la forma de un tazón y puede ser bastante grande. Algunas veces el lecho de roca puede colapsar de manera repentina y profunda, creando un sumidero en minutos; otras veces éste se forma gradualmente con el tiempo.

2- Sumideros de cubierta colapsada

Esta segunda clase de sumideros ocurre cuando el lecho de roca está cubierto por una gruesa capa de polvo y tierra. Una vez que empieza a erosionarse se forman grietas en las áreas que lo rodean. Cuando esto sucede, un cierto número de puntos débiles aparecen en los estratos superiores del suelo, convirtiéndose finalmente en un gran agujero en el lecho de roca, que no puede soportar el peso que está encima. La cubierta colapsa normalmente de manera espontánea y puede crear enormes agujeros en cuestión de minutos.

3.- Sumideros de cubierta hundida

El último tipo de sumideros aparece cuando un agujero se forma durante largo tiempo. Aquí el lecho de roca se cubre de tierra y materiales que no están bien compactados. Las áreas con arcilla o arena suelen producir este tipo de sumideros. Una vez que la roca comienza a erosionarse, la arcilla o arena empieza a filtrarse por las grietas y se acumula en los espacios de las mismas. Con el tiempo se forma una cavidad en la superficie de la tierra y no debajo de ella.

Efectos de los sumideros

Los efectos de un sumidero varían dependiendo de cómo y dónde se haya formado. Los sumideros naturales pueden surgir tanto en la tierra como en el océano. Cuando aparecen en la tierra pueden cambiar la topografía general del área y alterar el flujo de las corrientes subterráneas.

Si se forman repentinamente en áreas con gran densidad de población pueden ocasionar grandes pérdidas humanas y económicas. Algunos agujeros surgen debido a fugas en los sistemas de drenaje subterráneo y filtraciones de aguas pluviales en épocas de fuertes lluvias. Cuando el suelo colapsa el daño puede verse a muchas millas de distancia y suelen requerirse grandes inversiones para la reparación del mismo.

Los sumideros pueden ser peligrosos para los cimientos de las construcciones. Además, cuando aparece un sumidero pueden liberarse químicos tóxicos almacenados en lo profundo de la tierra, que contaminan el agua subterránea. Los sumideros ocurren de manera muy frecuente en el estado de Florida, dado que sus condiciones topográficas hacen que el suelo sea muy húmedo y pantanoso.

Los sumideros naturales no se pueden prevenir, tampoco es posible predecir cuándo ni dónde ocurrirán. De cualquier forma aquellos que suceden debido a la negligencia humana sí pueden prevenirse. Las prácticas de mantenimiento del subsuelo y los sistemas de drenaje son la mejor manera de evitar que aparezca un gran agujero de la nada en medio de una populosa ciudad.

¡Comparte esta curiosa información con todos tus amigos!

¡Lee más sobre la contaminación y degradación del suelo en nuestros artículos!:

GuardarGuardar

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here