in

La Tercera Semana de Embarazo: Qué Sucede, Qué Hacer y Qué No Hacer

En la tercera semana del embarazo (es decir, aproximadamente 1 semana después de la concepción), comienza la implantación. El Ayurveda recomienda encarecidamente la adopción de una dieta saludable que incluya leche y sus derivados, miel, manteca, arroz y al mismo tiempo evitar los alimentos pesados, picantes, y calientes para evitar las náuseas. También es importante evitar tener un horario de sueño irregular, y disposiciones psicológicas como la ira, el dolor, y el miedo.

¡Es la tercera semana de tu embarazo y están ocurriendo muchas cosas! La ovulación y la concepción podría suceder durante esta semana y tu bebé crecerá rápidamente a partir de una sola célula, a un embrión que se une a tu útero. Vamos a echar un vistazo a lo que sucede durante esta importante semana.

¿Qué Sucede Dentro de Tu Cuerpo?

La ovulación (la liberación de un óvulo de tus ovarios) ocurre en el día 14 después del primer día de la menstruación, aunque puede oscilar entre el Día 11 – Día 21 dependiendo de la duración de tu ciclo menstrual y este es el período fértil durante el cual existe una mayor probabilidad de concebir un bebé. El óvulo vivirá por alrededor de 12 a 24 horas después de su liberación y necesita ser fertilizado por un espermatozoide dentro de este tiempo para que se produzca la concepción. Y puesto que los espermatozoides pueden vivir durante alrededor de siete días dentro de tu cuerpo, si has tenido relaciones sexuales en los días antes de la ovulación o durante un día de ovulación, puedes quedar embarazada. Durante la tercera semana los óvulos fertilizados se mueven a través de las Trompas de Falopio hacia el útero, que se dividen rápidamente en el camino. De hecho, en el momento en el que el óvulo, que comenzó como una sola célula, alcanza la matriz se crean un grupo de más de 100 células (un embrión). Y una vez que llega al útero el embrión se adhiere al revestimiento del útero (implantación). Esto se lleva a cabo en aproximadamente siete días después de la concepción. ¡Felicitaciones! Ahora tienes un hermoso bebé que está creciendo dentro de ti. 3 4Esta semana es una época de muchos cambios más emocionantes como el desarrollo del corazón, el cerebro de tu bebé, la médula espinal y el tracto gastrointestinal. 5

Prácticas Saludables A Seguir

Ahora que estás embarazada tienes que tener mucho cuidado con la salud de tu bebé, así como la tuya. Aquí hay algunas cosas que pueden ayudar a mantenerte a ti y a tu bebé sano:

1. Ten Una Dieta Saludable

Tener una dieta saludable y nutritiva es muy importante durante el embarazo. Algunos nutrientes como el ácido fólico, hierro, proteínas y calcio son esenciales para el crecimiento y desarrollo de tu bebé. La proteína es necesaria para crear nuevos tejidos por lo que tu cuerpo necesita más de él durante el embarazo. Los granos enteros, productos lácteos (como el yogur y la leche), el pollo, la carne de res, las almendras, las nueces y las avellanas son buenas fuentes de proteína y se pueden incorporar en tu dieta. El calcio también es necesario para el desarrollo de los huesos y los dientes, así que debes abastecerte de verduras verdes, productos lácteos y legumbres. Mientras tanto, el hierro es importante durante el embarazo para el desarrollo de la sangre del bebé. La carne roja, los huevos, vegetales verdes y las legumbres son buenas fuentes de hierro. Y no nos olvidemos de ácido fólico. Es importante tener cantidades adecuadas de ácido fólico, incluso antes de concebir, ya que puede ayudar a prevenir defectos de nacimiento en tu bebé. Puedes obtener este nutriente vital de vegetales verdes, nueces, legumbres y huevos. Tu médico también puede aconsejarte tomar un suplemento para obtener suficiente ácido fólico. 7

2. Haz Suficiente Ejercicio

Estar en buena forma física es importante para tu bienestar durante el embarazo. Y el ejercicio regular puede ayudarte a dormir mejor y hacer frente a factores como dolores de espalda y cansancio durante el embarazo. También puede reducir el riesgo de enfermedades como la diabetes gestacional y la preclamsia, así como la ansiedad y la depresión. Es una buena idea obtener alrededor de dos horas y media de ejercicio aeróbico de intensidad moderada (por ejemplo, caminar a paso ligero, nadar, etc) cada semana, pero recuerda hablarlo con tu médico antes de comenzar un programa de ejercicios durante el embarazo. Y evitar actividades en las que puedes golpearte en el abdomen o caer hacia abajo (por ejemplo, jugar al baloncesto o montar a caballo). 8

3. Evita Sustancias Dañinas

Tu bebé está expuesto a todo lo que tomas por lo que debes mantenerte alejada de sustancias tóxicas (como el plomo, removedores de pintura, pesticidas, etc.), el humo del cigarrillo, la cafeína y el alcohol. Ciertos medicamentos también podrían resultar perjudiciales para tu bebé así que asegúrate de consultarlo con tu médico antes de tomar cualquier medicamento o suplemento. 9

Guía Para Tu Embarazo Según el Aryuveda

El Ayurveda tiene un régimen bien definido, conocido como el paricharya garbhini, que te guiará a través del embarazo. Aquí están algunas sugerencias que podrías tomar de esta antigua ciencia:

Qué Hacer

El Ayurveda detalla muchas prácticas beneficiosas para un embarazo saludable:

  • Una dieta sana y balanceada se considera importante según el Ayurveda también. Además, durante las etapas iniciales de tu embarazo (primer trimestre) el Ayurveda te invita a probar alimentos líquidos que son fáciles de digerir en lugar de alimentos sólidos pesados para ayudarle a lidiar con las náuseas y los vómitos. La leche, miel, manteca, y preparaciones de arroz y legumbres se consideran nutritivas durante este período.
  • El yoga es considerado como una práctica beneficiosa durante el embarazo. Hacer asanas (posturas) de yoga como el baddha konasana (donde se doblan las piernas hacia el interior mientras se está sentada en el suelo para que las plantas sus pies se junten), y utthanasan (sentadillas) siempre desde un principio pueden ser beneficiosas durante el embarazo, así como útiles en el parto. Sin embargo, como se mencionó antes, no olvides consultar con tu médico antes de iniciar un régimen de ejercicios.
  • El Ayurveda aconseja la práctica de técnicas de meditación y respiración para manejar el estrés y el desarrollo de pensamientos positivos.
  • Según los antiguos textos ayurvédicos, escuchar música y mantras durante el embarazo puede beneficiar al crecimiento de tu bebé, así como tu bienestar. Por ejemplo, el sonido de la saraswati vina (un instrumento de cuerda indio) se considera que es particularmente beneficioso. Y hay ciertas evidencias de que escuchar música puede realmente reducir tus niveles de estrés. Un estudio que comparó las personas que escucharon música clásica o se sentaban en silencio, encontró que la ansiedad y la ira se redujeron significativamente.

Qué No Hacer

El Ayurveda también describe ciertas medidas relacionadas con Aahar (dieta), Vichar (pensamientos y emociones), y vihar (actividad) que se deben evitar durante el curso del embarazo:

  • Es mejor evitar los alimentos picantes, calientes y que son difíciles de digerir durante el embarazo. También, evitar el alcohol y el ayuno, ya que pueden dañar a tu bebé.
  • El dolor, el miedo, la ira y la excitación excesiva no se consideran buenos para el bebé. Se considera mejor si la mujer embarazada está en un estado mental feliz y contento.
  • Las actividades extenuantes como caminar en exceso o cargar objetos pesados ​​no se cree que sean apropiados durante el embarazo. Tampoco mantengas un horario de sueño irregular y evita la sobreexposición al sol.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Qué Comer Durante El Embarazo Para Un Bebé Inteligente

6 Habilidades Sociales Que Son Clave Para Triunfar