La Verdad De Los Aceites Esenciales De Difusión Que Nadie Te Dice

aceite

Si quieres una segura, efectiva y holística manera de mejorar tu humor, purificar el aire y mejorar tu función cerebral, necesitas comenzar a usar aceites de esencias de difusión. Aceites de esencias de difusión es la solución menos costosa y consciente para tu salud. La difusión no solo hace que tu casa huela bien, ¡sino que también cosechas beneficios de salud cada vez que respiras los aceites!

Ya que la difusión distribuye las moléculas de aceite en el aire de manera tan efectiva, es una excelente manera de maximizar las beneficiosas propiedades de los aceites de esencias. Cuando los aceites de esencias son inhalados por la nariz, pequeñas terminaciones nerviosas envían una señal inmediata al cerebro y se ponen a trabajar en los sistemas para moderar nuestras mentes y nuestros cuerpos. La inhalación puede ser la manera más directa de transmitir estos componentes enriquecedores de los aceites de esencias, ya que los mensajeros químicos en la cavidad nasal tienen un acceso directo hacia el cerebro.

La razón por la cual necesitas difundir aceites de esencias todos los días

Purifica el aire

Cuando se difunde en el aire, los aceites de esencias pueden ayudar:

  • Destruyendo microorganismos de moho en el aire.
  • Llenando el aire con una esencia aromática fresca.
  • Haciendo que los químicos sean no-tóxicos al fracturar su estructura molecular.
  • Incrementando el oxígeno atmosférico.
  • Incrementando el ozono y los iones negativos en el área, lo cual ayuda a inhibir el crecimiento bacteriano.

Apoya tu sistema inmunológico

Los aceites de esencias de difusión son también una excelente manera de apoyar tu sistema inmunológico. Los aceites de esencias como eucalipto y canela ayudarán a incrementar las inmunidades.

En un estudio francés, 210 diferentes microbios fueron colonizados, y en 30 minutos de difundir el aire con aceites esenciales, ¡solo quedaron 4 colonias! Puedes difundir aceites esenciales en el aire usando pocas gotas – de 10 a 15 – en un difusor regular con un poco de agua.

Reduce el estrés y relaja

Los aceites esencias se han conocido por penetrar membranas celulares y cruzar la barrera entre el cerebro y la sangre en segundos, llegando al centro emocional del cerebro. Y, el hipotálamo, ¡es responsable de enviar los mensajeros químicos que afectan todo! ¡Incluyendo nuestra energía, humor y estado de estrés! Así que, inhalar aceites esenciales, es la perfecta manera para combatir el estrés.

Mezcla antiestrés

Lavanda, lavándula angustifolia en aceite: 5 gotas

Ylang Ylang, Cananza odorata var Genuina, en aceite: 3 gotas

Bergamot, citrus aurantium var bergamia: 2 gotas

Sueño más profundo

Una reseña sistemática de una investigación sobre el efecto de la inhalación de aceites esenciales en el sueño, publicó en el 2014 en el Diario de Medicina Alterna y Complementaria, reportó los grandiosos descubrimientos sobre la lavanda. Se descubrió que el aceite esencial de esta planta mejoraba la calidad del sueño por sí mismo y cuando se combina con valeriana o ciertos otros aceites. Un artículo publicado en el 2012 en Medicina Complementaria y Alternativa  Basada en Evidencias reportó que al inhalar una mezcla de aceites esenciales que contenían más lavanda que cualquier otro aceite disminuyó la presión arterial de los sujetos y  su producción de cortisol, una hormona producida en respuesta al estrés. Ambos efectos relajan al individuo, haciéndole más fácil el quedarse y mantenerse dormido.

Reduce la congestión

Los aceites de esencias son excelentes para reducir la inflamación y la congestión de las vías respiratorias ayudándote a respirar más fácilmente. Si eres propenso a tener alergias u otros problemas de respiración, trata difundiendo aceites de esencia en el cuarto (o cuartos) de tu casa donde pases más tiempo. Aceites recomendados: menta, romero, limón, eucalipto.

Reducir los antojos de comidas

La investigación descubrió que el apetito y el sentido del olfato están conectados cercanamente. De hecho, estudios han descubierto que nuestro sentido del olfato desencadena la sensación de llenura antes que tu estómago lo haga.

Cuando inhalas un aceite de esencia, sus moléculas microscópicas directamente afectan una parte del cerebro llamada hipotálamo. Un área dentro del hipotálamo llamada el “centro de saciedad” controla los sentimientos de hambre/llenura.

El centro de saciedad “lee” ciertas moléculas de los aceites de esencias como una señal que ya estas lleno. Y la  buena noticia es, que esto ocurre más rápido que cuando tu cerebro recibe las señales desde tu estómago diciendo que ya tú estás lleno – ¡por lo que te sientes lleno más rápido!

Inhalación directa

Si no posees un difusor, simplemente puedes inhalar directamente de la botella. Simplemente abre una botella de aceite de esencias e inhala o coloca unas gotas del aceite en la palma de tu mano, frota con tus manos y luego cubre tu nariz y boca con las manos e inhala.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here