10 Signos De Que Tu Cuerpo Tiene Demasiado Estrógeno Y Cómo Empezar A Eliminarlo Inmediatamente

La dominación del estrógeno se ha convertido en un tema de moda, y si bien la mayoría de las personas están aprendiendo a leer los signos y síntomas de esta condición, muchos se quedan preguntando qué hacer si sospechan que están sufriendo esta afección. El sencillo protocolo que se presenta a continuación te ayudará a restablecer el equilibrio de tus hormonas, y también puede ser usado tanto por hombres como por mujeres para prevenirlo desde el principio.

Los 10 síntomas más importantes de la dominación del estrógeno

  • Períodos menstruales anormales
  • Fuerte SPM (síndrome premenstrual) (sensibilidad/hinchazón mamaria, cambios de humor, dolores de cabeza)
  • Disminución de la libido
  • Ganancia de peso (especialmente en caderas y abdomen)
  • Fatiga
  • “Niebla cerebral”
  • Pérdida de cabello
  • Disfunción tiroidea
  • Metabolismo lento
  • Problemas para dormir

Paso 1: Eliminar los Xenoestrógenos

Desafortunadamente, como un efecto adverso de la mayor industrialización y de las innovaciones en tecnología, hemos visto que compuestos químicos dañinos ingresan a nuestra rutina del día a día. Uno de tales compuestos químicos se denomina “xenoestrógeno”, el cual puede imitar al estrógeno en el cuerpo. Estamos siendo bombardeados a diario, entonces no es de asombrarse que tantas personas estén sufriendo de dominación del estrógeno.

Aquí están algunos de los mayores culpables para cambiar en tu rutina diaria:

  • Botellas de agua plásticas
  • Tupperwares de plástico
  • Cosméticos, maquillajes y artículos de aseo
  • Lácteos no orgánicos
  • Agua del grifo
  • Latas con BPA (Bisfenol-A)
  • Hojas para la lavadora
  • Píldora anticonceptiva
  • Aislado de proteína de soja

Paso 2: Garantizar la eliminación eficiente

Aunque elimines el exceso de estrógeno de tu cuerpo, si eres una persona que sufre de constipación crónica el estrógeno no va a ir a ningún lado. Va a reingresar al torrente sanguíneo, a circular por todo el cuerpo y a continuar causando problemas. Esta es la razón por la cual este paso resulta indispensable antes de comenzar a tomar suplementos que apoyen la desintoxicación del hígado y de estrógenos.

Asegúrate de que estás teniendo deposiciones a diario. Si sufres de constipación, prueba con estos consejos:

  • Bebe entre 2 y 3 litros de agua por día
  • Llena la mitad de tu plato con vegetales en cada comida
  • Consume alimentos ricos en probióticos, como kimchi, chucrut, miso, kéfir, yogurt natural y tempeh
  • Añade una cucharada de fibra a tu batido diario, avena o parfait
  • Suplementa tu alimentación con citrato de magnesio o con Triphala (una hierba ayurvédica) para facilitar los movimientos intestinales

Para apoyar la eliminación a través de todas las vías del cuerpo, asegúrate de realizar lo siguiente:

  • Respira hondo para apoyar a los pulmones
  • Ve por un masaje para apoyar el sistema linfático
  • Suda la camiseta mediante el ejercicio o acude a un sauna para asistir en la eliminación de toxinas a través de la piel
  • Utiliza un cepillo para piel seca para remover las células muertas de la piel

Paso 3: Apoya la salud hepática y la desintoxicación de estrógeno

Un hígado en buen funcionamiento nos ayuda a eliminar el estrógeno en exceso del cuerpo. Durante la primera fase de la desintoxicación, el hígado convierte el estrógeno dañino en formas leves y más débiles de estrógeno. En la segunda fase, el hígado convierte esa forma leve de estrógeno en una forma soluble en agua para que pueda ser excretada por la orina y las heces.

Para mantener un hígado saludable que pueda participar en las etapas anteriores te sugerimos que tengas en cuenta estos consejos:

  • Consume una dieta a base de alimentos naturales e integrales
  • Bebe abundante agua limpia y filtrada
  • Evita comer en exceso
  • Bebe alcohol con moderación
  • Ingiere muchos alimentos que apoyan la salud hepática: betabel, hojas de dientes de león, vegetales de hoja verde, alcachofa, cebolla, ajo, puerro, huevo, chalote, crucíferas (brócoli, repollo, coles de Bruselas, etc.)
  • Suplementar con productos vegetales que respaldan la salud del hígado: cardo lechoso, raíz de diente de león, agracejo, raíz de la uva de Oregon, genciana, romero, regaliz, jengibre, ñame silvestre, trébol rojo y bardana
  • Complementar con nutrientes que facilitan la desintoxicación: vitaminas del grupo B (en especial, la vitamina B6, B12 y el ácido fólico) y una fórmula balanceada en hormonas que contengan calcio-D-glucarato, indol-3-carbinol, DIM y/o sulforafano